FLASH DE NOVEDADES:

Citas de Heinrich Heine: "Si quieres viajar hacia las estrellas, no busques compañía" █ "Los sabios emiten ideas nuevas; los necios las expanden". █ "La verdadera locura quizá no sea otra cosa que la sabiduría misma que, cansada de descubrir las vergüenzas del mundo, ha tomado la inteligente resolución de volverse loca". █ "Allí donde se queman los libros, se acaba por quemar a los hombres". █ "Un amigo me preguntaba porqué no construíamos ahora catedrales como las góticas famosas, y le dije: Los hombres de aquellos tiempos tenían convicciones; nosotros, los modernos, no tenemos más que opiniones, y para elevar una catedral gótica se necesita algo más que una opinión."

Ciudadanos de Babia

26.1.09

El tema más difícil, por Tolstoi

"Recuerdo que un día, después de haber oído una referencia de un astrónomo eminente acerca del análisis espectral de las estrellas de la vía láctea, pregunté a dicho astrónomo si consentiría en dar una conferencia acerca del movimiento de la Tierra, pues entre sus oyentes había muchos que ignoraban la causa del día y de la noche y de las distintas estaciones del año. "Sí", me respondió, "es un bello tema, pero muy difícil. Me es mucho más fácil hablar del análisis espectral de la vía láctea".

Lo mismo sucede en arte. Escribir un poema sobre un asunto del tiempo de Cleopatra, pintar a Nerón incendiando a Roma, componer una sinfonía a manera de Brahms o de Ricardo Strauss o una opera como las de Wagner es mucho más fácil que contar un cuento que no tenga nada de maravilloso y hacer que la persona lo sienta; o dibujar con lápiz una figura que conmueva o alegre al espectador, o escribir cuatro compases de una melodía sin acompañamiento, pero que traduzca determinado estado de alma."

*León Tolstoi (1828-1910) fue destacado escritor ruso, autor de obras extraordinarias como Ana Karenina y La guerra y la paz.

1 comentario:

Arwen dijo...

De acuerdo. Hay muchos libros de ficción preciosos, pero no tienen la magia que pretenden.
Sí, se venden muchos de Harry Potter.(Fíjate qué locura, hasta caramelos), también están de moda las catedrales y parece que se han de leer todas las que versen sobre ellas: hay que estar al día.

Pero cuando se descubre una obra magnífica es cuando un autor ha puesto su corazón en ella, y cuando lo hace, no estoy diciendo que sea todo realidad y nada ficción, solo digo que cuando lo hace, deja mucho de él en el libro, y por eso es tan duro ser escritor.
Por eso nunca se recordará a Marian Keyes, o como se escriba, y sí se recuerda a Tolstoi. No creo que al escribir no pusiera ni un poquito de su pensamiento, de él mismo en cada uno de sus personajes, que al irse a dormir, al llevarse una cucharada de sopa a la boca, pensase en la moral de Anna y tal vez decidiese qué haría una mujer como ella en esa situación, y cómo daría fin a la novela, pues su gran protagonista era una antiheroína que conquistaría al mundo entero, y eso fue porque el personaje tenía un halo de vida, no fue un personaje plano; Tolstoi la creó tan real como la vida misma. Por eso todavía nos conquista.
Así que, al fin y al cabo, al mismo Tolstoi le gustaba trabajar más de la cuenta, ¿no?
Un super abrazo, Jaime.

Vota este blog en Bitacoras.com ¡Gracias!

votar