FLASH DE NOVEDADES:

Citas de Heinrich Heine: "Si quieres viajar hacia las estrellas, no busques compañía" █ "Los sabios emiten ideas nuevas; los necios las expanden". █ "La verdadera locura quizá no sea otra cosa que la sabiduría misma que, cansada de descubrir las vergüenzas del mundo, ha tomado la inteligente resolución de volverse loca". █ "Allí donde se queman los libros, se acaba por quemar a los hombres". █ "Un amigo me preguntaba porqué no construíamos ahora catedrales como las góticas famosas, y le dije: Los hombres de aquellos tiempos tenían convicciones; nosotros, los modernos, no tenemos más que opiniones, y para elevar una catedral gótica se necesita algo más que una opinión."

Ciudadanos de Babia

14.12.10

PALIMPSESTO DE NOVILUNIO


   Entre las manecillas de un mundo oscuro late pesadamente el corazón de la inconsciencia. Ramificándose, se extiende en venas y arterias que, a modo de garras, aprisionan y asfixian al buen juicio. Pero aquella vez la sensatez logró tomar algo de aliento y ganó la partida, una lástima, o no... no debería decir eso. Supongo que hay lágrimas que valen la pena, tal vez rieguen la tierra de la soledad y crezcan flores muy bonitas con las que pueda adularte por comparación, más adelante. ¿Verdad que no fue una lástima? Cuando se baja el telón y el cómico llora desconsolado después del aplauso, y vienen los porqués y los vacíos tras haber estado tan lleno, ¡qué frío! Navega en el aire pura melancolía y respirar es envenenarse despacito, pero con arte, eso sí, que cuando alguien torna en belleza el dolor, ahí sí que hay artista, y llegan casi de improviso la música y la poesía y el delirio y todos esos devaneos de grandeza que nos hemos inventado para contarnos lo que es la estética, y a formar aureolas esplendorosas que duran lo que tu suspiro al mirarme.
   Recuerdo que sonó la última campanada y llegó la hora del adiós, y en la emoción la promesa es un compromiso ineludible que no pudimos eludir, y entonces el tiempo se hizo verdugo y nos tocó echarle una carrera contra reloj a ver si caía la quimera, pero eso solo ocurre en los sueños de tus labios en los que tantas veces deseé despertarme, y la realidad se nos vino como un alud de distancia amarga que apenas supe digerir, hasta que el levógiro tictac cobró el cheque  en negro, se hizo dueño y señor del cotarro y dio la vuelta al ruedo vencedor, lo cual no me fue incómodo acostumbrado a tanta derrota (suerte ser un fracasado). ¡Qué vértigo esta tendencia de no darle chance al freno! La gravedad es una ley que fastidia cuando la vida, patas arriba, se te está cayendo por el precipicio; por eso yo había pensado meterla en una bolsa de basura y tirarla al contenedor, pero un par de premisas me lo impidieron (además de ser ilegal porque no se puede reciclar), así que aquí estoy, contemplando cómo se despeña con cara expectante.
   En medio de toda esta bruma, encuentro tan solo una razón por la cual seguir bailando en esta cuerda floja que tantos sustos me ha dado a cambio de adrenalina: la esperanza, ya tan falta de fuerza y forma, transida de ausencia y exangüe de espíritu, de que algún atardecer, lleno de luna y embeleso como los hubo, esos ojitos café de mi perdición se posen sobre estas gotas que le he exprimido a la musa.



Aldo Ferrari Calderín
Nota autobiográfica:
Nací en noviembre de 1988 en Las Palmas de Gran Canaria (islas Canarias de España) padeciendo glaucoma congénito, por lo cual he ido perdiendo visión paulatinamente hasta que, hace algunos años, me quedé totalmente ciego. Escribo desde muy pequeño (prosa, poesía, teatro...) ganando algunos premios literarios juveniles de poca monta de entre los cuales sea tal vez, por su carácter nacional, el premio Prometeo el más reseñable. Toco música, estudio, leo, reflexiono... y sobre todo, espero con confianza un mundo mucho mejor.
_________________________________________________

Aldo Ferrari ha tenido la gentileza de compartir su texto con todos los que visitan este blog enviándolo a mí correo electrónico: inkiback@gmail.com
Si deseas participar en este blog con un relato, poema o articulo de opinión literária, no dudes en escribirme.

Jaime López 

2 comentarios:

Nicole Sagan dijo...

Un texto realmente brillante, Aldo.
Nunca dejes de escribir, porque de ti aprenderemos todos los demás.
Tu ritmo imparable es como una bengala, ni se puede dejar de mirar ni deja de emitir destellos hasta llegar a la palabra fin.

Jaime López dijo...

Espero que pronto podamos de nuevo gozar de su prosa. Desde aquí aprovecho para animarlo a seguir enviandonos sus "joyas".

Un abrazo.

Vota este blog en Bitacoras.com ¡Gracias!

votar